El diputado de Cambiemos se refirió al fortalecimiento que está teniendo entre los bloques internos y cómo lograr un buen diálogo con la oposición para encontrar los mejores beneficios para el país.

Tras la semana difícil que atravesó el Gobierno en cuanto a la crisis cambiaria, el acuerdo con el FMI y demás, desde Cambiemos decidieron dar una muestra de apertura de diálogo y convocaron al ex líder de la Unión Cívica Radical (UCR) Ernesto Sanz, el presidente de la Cámara de Diputad0s, Emilio Monzó, y el diputado de la Coalición Cívica Fernando Sánchez para formar parte de esta apertura de la mesa chica.

Ante este panorama, el diputado de Cambiemos por Tucumán José Cano indicó que “a partir que hubo cambios de autoridades en el Comité Nacional ya mantuvimos tres reuniones de la mesa de Cambiemos” y al mismo tiempo dejó en claro que la presencia de Sanz en la reunión en realidad es una decisión que ya se venía tomando desde hace tiempo en reemplazo de José Corral.

Analizando el aporte y la unión que está teniendo el radicalismo sobre las decisiones de Cambiemos Cano sostuvo que “los espacios de participación del radicalismo son los mismos que teníamos el año pasado” y destacó que los presidentes tanto en el Senado, como en la Cámara de Diputados “son hombres de la Unión Cívica Radical”.

“El radicalismo también está utilizando esos lugares institucionales para plantear las miradas distintas cuando las tenemos. Lo hicimos con el tema tarifas”, subrayó en diálogo con Ventana Abierta por FM Milenium. Y también destacó que “Cambiemos está en una etapa de consolidación. El proceso electoral del 2017 dio un paso muy importante en ese sentido”.

Por otra parte, respecto al fortalecimiento de los partidos que forman parte de Cambiemos como los otros bloques para poder establecer un diálogo más ameno con la oposición el diputado dejó en claro que “el Gobierno, a través del Presidente, de la Jefatura de Gabinete, del Ministerio del Interior, ha tenido gestos que algunos gobernadores no han sabido valorar”.

“A los pocos días de asumir, con una situación fiscal compleja, el Gobierno firmó un acuerdo con las provincias de la Argentina y le transfirió recursos que antes la manejaban discrecionalmente Cristina Fernández de Kirchner y que ningún gobernador de los que fueron reelectos dijo nada durante la gestión. Eran fondos importantes. Esos recursos le significaron a muchas provincias equilibrar sus cuentas públicas”, aseveró.

Por lo que agregó que “ha habido un enorme apoyo del Gobierno en inversión de obras de infraestructura básica, que en el siglo XXI ya no deberíamos estar hablando de eso”.

Comentarios

comentario/s