El proyecto fue presentado por el senador Alejandro Abraham en la Legislatura mendocina y los castigos van de 15 a 60 días de arresto y la inhabilitación por hasta diez años para ocupar cargos públicos.

El senador Alejandro Abraham (PJ -Podemos) presentó un proyecto en la Legislatura mendocina para castigar a todo político que no cumpla sus promesas de campaña o difame a otros candidatos. Los castigos propuestos incluyen arrestos de hasta 60 días y la inhabilitación para ejercer cargos públicos por hasta diez años, según consigna Diario Uno.

“La democracia representativa exige que quienes asumen cargos por el voto popular, deben cumplir con los programas y las propuestas que realizaron a sus votantes, de lo contrario, no solo engañan a quienes lo votaron sino que rompen con el contrato electoral entre el gobernante y el votante, punto de apoyo de todo sistema democrático”, dice el texto presentado por el legislador provincial.

“Es para que si vamos a hablar, no digamos macanas”, resumió el ex intendente del departamento de Guaymallén.

Según publica La Nación, el proyecto busca modificar la ley electoral de Mendoza argumentando que las campañas políticas se ocupan de “difamar y descalificar de manera personal a los posible competidores electorales” recurriendo a los “modernos medios masivos de comunicación” y que “deslegitiman el sistema de representación” porque los candidatos “una vez elegidos no dudan en llevar adelante políticas y decisiones arbitrariamente contrarias a las afirmaciones efectuadas durante la campaña”.

Según la propuesta del senador peronista Abraham, podrá ser arrestado entre diez días y un mes todo político que difamando, injuriando o calumniando a otro candidato “indujera a otros a sufragar de determinada forma o abstenerse de hacerlo”.

Comentarios

comentario/s