El Municipio local incorporó una balanza móvil para realizar controles a transportes de cargas. El equipamiento, adquirido con el objetivo de preservar caminos rurales y rutas del Partido, será puesto en funcionamiento en los próximos días. 

La balanza portátil para pesaje de ruedas por eje y punta de eje, es marca Sipel P40, y su valor fue de $ 189.620, abonados con recursos propios.

Las principales causas del deterioro de rutas y caminos es el sobrepeso en las cargas. La implementación de controles utilizando la balanza portátil, recientemente entregada por la firma “Stéfano Horacio”, contribuirá a mantener en buen estado los caminos, no solo los rurales sino también los pavimentados como lo es la “nueva” Ruta Provincial Nº 75.

Comentarios

comentario/s