La Prefectura Quequén realizó la ceremonia en homenaje a la actuación de la Prefectura Naval Argentina en la Guerra de “Las Malvinas” y conmemoración del combate aeronaval del Guardacostas PNA GC-83 “Río Iguazú”.

El acto fue presidido por el titular de la Prefectura local, Prefecto Principal Carlos Ceferino Oronó y contó con la participación de autoridades, invitados especiales y de efectivos de la institución en actividad y situación de retiro.

En la ocasión se entonaron las estrofas del Himno Nacional Argentino y se realizó una ofrenda floral en el Monumento ubicado en Quequén.

La ceremonia, tuvo como objetivo recordar el rol de la Prefectura en el último conflicto bélico del Atlántico Sur. La historia reza que luego de la recuperación de las Islas Malvinas, esta Autoridad Marítima, destacó personal y medios idóneos a los efectos de organizar e implementar los servicios de policía marítima y estudiar el asentamiento de la futura Prefectura y sus destacamentos.

Para la gesta fueron afectados los Guardacostas GC-82 “Islas Malvinas” y el GC-83 “Rio Iguazú”, que el 6 de abril zarparon desde Buenos Aires con destino al archipiélago. Los buques cumplieron la hazaña de navegar 600 millas náuticas con adversas condiciones mareo-meteorológicas en el cruce, logrando arribar a las islas el 13 de ese mes, tras romper el día anterior el bloqueo militar aeronaval impuesto e incluso evitar el asedio de un submarino nuclear británico detectado durante la travesía.

El Guardacostas “Islas Malvinas” fue el primero en entrar en combate el 1° de mayo de 1982, cuando se encontraba fondeado en la bahía de la Anunciación y fuera sobrevolado por un helicóptero Sea King inglés, para luego ser atacado con fuego de ametralladora.

Se estaba librando el 1° combate aeronaval de la historia contemporánea Argentina. El Guardacostas responde con armamento policial, repeliendo el ataque y causándole averías a la nave enemiga. En el enfrentamiento resultó herido el Cabo Antonio Grigolatto, luego de haber agotado las municiones de su armamento.

En esta acción cabe destacar la valerosa y decidida acción del Ayudante de 3ª Marcelino Blatter que al ver que no se podía levar el ancla atascada en el fondo rocoso, se desplazó por la cubierta de proa desde donde venía el ataque, portando como única arma una sierra de mano con la que pudo cortar la gruesa cadena en un titánico esfuerzo, recuperando la maniobrabilidad de la nave que al aumentar su capacidad de defensa motivó la retirada de la aeronave enemiga.

El guardacostas “Rio Iguazú”, por su parte, había zarpado el 22 de mayo muy temprano con destino a Puerto Darwin transportando personal y material del Ejército Argentino. A las 08.25 horas fue atacado por 2 aviones ingleses Sea Harrier, repeliéndose con las ametralladoras Browning. En estas acciones perdió la vida el Cabo 2º Julio Omar Benítez mientras operaba la ametralladora; a razón de ello, el Cabo 2º José Raúl Ibáñez, tomó la posición que ocupaba Benítez y repelió la agresión logrando derribar a uno de los aparatos enemigos, y darle fuga al segundo avión.

 

Comentarios

comentario/s