El gobierno bonaerense y los educadores mantienen una prolongada disputa por el acuerdo paritario 2018.

Los gremios que aún no cerraron paritarias por no ponerse de acuerdo con el 15% que proponen desde el Gobierno como tope máximo, ahora irán en busca de un porcentaje mucho mayor, justificando el reclamo por la fuerte devaluación que sufrió el peso en las últimas semanas.

Es por eso que bajo ese contexto, los docentes bonaerenses anunciaron que evalúan pedir, como base un 20% de aumento y cláusula gatillo. “Va a ser difícil ponernos de acuerdo. Creo que lo central es la cláusula gatillo y ahora tiene que haber un resguardo. El 20% tiene que ser para empezar. Tendríamos que estar haciendo un planteo de, por lo menos, 25% con cláusula gatillo. Pero lo central es la cláusula gatillo”, afirmó Roberto Baradel, secretario general de Suteba.

Según Baradel, los parámetros que llevaron a los gremios a pedir un 20% de recomposición salarial “se modificaron todos” con el movimiento del dólar de los últimos días, y valoró el rechazo de los gremios “a una pauta salarial que estaba por debajo de la inflación”.

El docente explicó que esta semana se reunirá el Frente Gremial para determinar cuál será el nuevo reclamo, pero afirmó que “hay mucho enojo en las escuelas, en los docentes, en los padres”. “Cada vez se agrava más la situación. No es solamente la paritaria sino que cada día se agrava más la situación económica y social de este país”, sostuvo el sindicalista.

Por otra parte, reclamó que la gobernadora María Eugenia Vidal reciba a los gremios, aunque afirmó que existe “un ensañamiento” con los docentes por el reclamo. “Entendemos que el Gobierno Nacional y el Gobierno Provincial se ha ensañado con los docentes porque no nos callamos la boca y decimos lo que pensamos. No nos van a imponer que firmemos una pauta salarial a la baja de los trabajadores”, aseveró.

Comentarios

comentario/s