A raíz de la socavación del mar a la altura de Quequén Chico, que ha generado cuevas profundas que llegan al límite con el camino que conduce hacia Costa Bonita y producen riesgo de desmoronamiento, el municipio y el Ente Vial montan un desvío con tal de generar un trazado alternativo y así poder mantener la comunicación con los vecinos de la localidad.

En detalle, el titular del Ente Vial, Adrián Furno, informó este sábado que “estamos trabajando en lo que es el camino a Costa Bonita por un pedido de la Secretaría de Obras Públicas, dado que hay una socavación marítima bastante importante dentro de los acantilados. Se han generado algunas cuevas que tienen más de seis metros de profundidad, las cuales quedaban al límite del camino”.

Por consiguiente, describió que “la idea es poder mover la traza unos 50 o 70 metros hacia dentro y generar así un camino alterno sobre la tosca, a fin de evitar cualquier peligro para la gente que circula por el sector, y que no quede aislada la localidad de Costa Bonita con Quequén”.

Apuntó también Furno la vitalidad de la obra, sabiendo que “con el tema del COVID han cerrado los accesos hacia el lado de Ruta 88 y este es el único acceso que tiene la gente de Costa Bonita para pasar a Necochea y Quequén, y lo mismo para la gente que viene de Necochea y anda paseando, para que lo puedan hacer sin problemas”.

Vale destacar que durante el último viernes, en la oficina de Obras Públicas el secretario Ricardo Carrera había alertado que “si pasara un camión por ahí estamos ante un peligro inminente de que se desmorone”, aunque reconoció que “ese camino es utilizado hoy por la gente que está en Costa Bonita por lo cual no lo podemos cerrar, pero sí vamos a poner vallas y le recomendamos a la gente que va por paseo, y especialmente a quienes viven en Costa Bonita, que tenga sumo cuidado porque, si bien esa zona es de erosión, la situación ha empeorado en forma considerable”.

Además, el secretario apuntó que “nos estamos comunicando con el Ing. Roberto Sciarrone, encargado de Hidráulica de Costa Marítima con sede en Mar Del Plata, ya que él nos monitorea la demolición del muelle y aprovecharemos su presencia para que nos asesore con pasos a seguir porque hay un sector donde el mar ha encontrado una parte de roca más blanda y ha socavado considerablemente”.

En tanto, Furno manifestó que si el clima acompaña, “el lunes continuaríamos con las tareas finales que nos queden, y a su vez trabajaremos en mejorar este sector que nos falta hacerle un repaso general a todo el camino, porque estos días de inclemencia han generado pozos en la 504 y 502, y la idea es con las máquinas ir haciendo el arreglo general del camino”.

Comentarios

comentario/s