El audio de WhatsApp que circuló la semana pasada donde se escucha al exsubsecretario de Protección Ciudadana, Germán Del Rey, “apretar” a uno de sus empleados desnudó una situación que se veía reflejada en el Presupuesto de Recursos y Gastos 2019 y que ha generado una situación económica-financiera que es pésima: los gastos crecientes en destajos y horas extras.

En ese audio, Del Rey le dice a su subordinado, en otras palabras, que no le iba a pasar más horas extras si se plegaba a las medidas de fuerza concretadas por el Sindicato de Trabajadores Municipales de Necochea. Es decir, queda en claro que la “hora extra” es más bien una devolución de favores que un trabajo realizado para prestar un determinado servicio.

El Presupuesto presentado por el Departamento Ejecutivo que encabeza Facundo López y aprobado por el Concejo Deliberante para este año mostraba números por demás complejos. Por lo menos así lo entendían algunos concejales. Y hoy, “con el diario del lunes”, parece que esa previsión se está concretando.

Los ítems destinados al pago de “destajos”, es decir contratos para personal municipal que no reviste carácter de “interino” o “planta permanente”; y de “horas extras” en cada área prácticamente se duplicó en comparación al año anterior.

En 2018, según la información que se recolecta de los datos presentados por las autoridades municipales, se gastó 24.437.291 pesos en “destajos” o contratos laborales desde el 1° de enero al 31 de diciembre.

Para este año, ese número se incrementa a 34.252.565 pesos. Es decir, un 40,16 por ciento más que el año anterior. Si bien en algunas áreas esta suba sólo tiene que ver con lo salarial, hay otras donde los números son realmente llamativos. A saber: la Jefatura de Gabinete gastó/invirtió 5.443.400 pesos en 2018; mientras que este año subió a 8.422.652 pesos (54% más).

La situación de Protección Ciudadana (donde cumplía funciones Del Rey) es aún peor: en 2018 destinó 1.719.390 pesos en “destajos”, mientras que este año se presume que gastará, al menos, 3.778.228 pesos (119% más). Esto bien puede explicarse con la necesidad de contar con mayor personal, que puede ser válido, pero si fue así ¿dónde está ese personal y qué función cumple? Porque en la calle no se observa a los agentes recorriendo la ciudad.

Si fuera esta la explicación, tampoco se entiende, entonces, por qué también se incrementó el pago en horas extras… ¿Si hay más personal, no debería haber menos horas extras? En esa dependencia, al menos esta lógica no se aplica. Es que en “horas extras” el año pasado se invirtió 2.591.549 pesos y para el actual ejercicio ese número creció hasta 5.105.267 pesos (96% más).

Ya que hablamos de las “horas extras”, ese “ahorro” según la segunda candidata a concejal de la lista oficialista, Norma Alí, en 2018 el total que invirtió/gastó la Municipalidad fue de 24.959.280 pesos. Para este año, se prevé un total de $40.922.156 (64% más).

Este ítem también muestra algunos números asombrosos: la Secretaría de Gobierno gastó 4.043.292 pesos en 2018 y para este ejercicio piensa llegar, al menos, a 9.053.305 pesos (123% más). ¿Qué actividad fuera de su horario habitual realiza el personal de esa Secretaría? Parte de los trabajadores de esa área son administrativos, aunque dentro de la misma funcionan dependencias como Transporte o la Playa Municipal de Camiones de Quequén.

El ejercicio 2018, dicho por el propio jefe comunal, fue muy complejo desde lo económico: la inflación y la suba constante en servicios básicos afectó los números de la Municipalidad. De eso no cabe duda alguna y López tiene razón en sus dichos. Pero si la situación fue tan negativa desde lo económico, ¿cuál es la razón para una suba tan importante en el gasto/inversión en “destajos” y “horas extras”?

Habrá que ver qué dicen los números de la rendición de cuentas que presente el oficialismo sobre final de año ante el Concejo deliberante, pero por lo pronto queda claro que “destajos” + “horas extras” sólo han producido déficit en la economía de Necochea.

Comentarios

comentario/s