Las fuertes tormentas de esta semana en la ciudad no sólo azotaron viviendas y comercios, sino que generaron consecuencias en la Escuela Especial N° 501, que es la que vive la situación estructural más grave entre los establecimientos educativos de la ciudad.

Quien dio detalles del tema fue el presidente del Consejo Escolar de la ciudad, Juan De La Calle, a través de una entrevista realizada por los periodistas Jorge Gómez y Hugo Tomassini para el programa radial “Voces de la Ciudad”, que se emite de lunes a viernes por FM Puente, 104.3.

Primeramente, De La Calle expresó que “con la cantidad de agua que cayó en tan poco tiempo tuvimos algunas cuestiones en seis edificios, en su mayoría referido a saturación de canaletas, lo que produjo algunos desbordes”, aunque aclaró que “el inconveniente mayor lo tuvimos en la Escuela N° 501, que es la que estamos pidiendo la obra hace un par de años, informando a las autoridades provinciales de la situación de la escuela”.

En el caso puntual de dicho colegio, ubicado en calle 55 entre 56 y 58, apuntó que “con tanta cantidad de agua tuvimos inconvenientes en cielorrasos y en algunas cuestiones eléctricas. Por suerte tenemos los tableros de electricidad en condiciones, los hemos renovado en su mayoría y eso hace que tengamos más protecciones, pero la escuela no puede soportar tormentas de esta magnitud, por lo que hemos hecho nuevamente un informe y pedido de emergencia para la escuela, elevándolo a la Dirección provincial de Consejos Escolares y a la de Infraestructura”.

Así las cosas, De La Calle enfatizó que “estamos esperando una respuesta para ver si podemos contar con la obra lo antes posible”, y se diferenció de la política del manejo de los recursos por parte de Provincia al expresar que “los consejos escolares somos mucho más expeditivos en estos casos. Nosotros teniendo aprobado en el sistema contable el monto de obra, por más que no tengamos el dinero en la cuenta, podemos empezar con las obras”.

En ese sentido, informó que las obras de la Escuela N° 501 comprenden un monto de entre 5 millones y medio o 5.800.000 pesos, entre el cambio de techos y canaletas, mientras que después restarían otras cuestiones que contemplan arreglo de aberturas y refacciones en paredes y baños.

“Más allá de que los arquitectos determinen que hay algún espacio de la escuela que no se puede utilizar por alguna cuestión eléctrica o de cielorraso, lo que pedimos es que el problema se ataque de raíz para tener los techos nuevos, después arreglar el resto y tener la escuela en condiciones”, culminó.

Foto de tapa: TSN Necochea

Comentarios

comentario/s