Los espacios verdes de la ciudad se encuentran en completo estado de abandono. Las plazas, plazoletas y estacionamientos están llenos de pastizales que demuestran que hace semanas que no se acerca un empleado municipal con una desmalezadora.

Por el fin de semana largo, varios turistas y residentes locales que salieron a pasear, se mostraron sorprendidos por el estado en que se encuentra el centro de la ciudad y la volá Díaz Vélez.

La zona de la calesita y de los emprendedores, sobre la avenida 10, fue uno de los sectores más elegidos para pasar la tarde y la gente debía sentarse entre los pastizales porque hacía semanas que no se pasaba una cortadora.

Lo mismo ocurre en la plaza central de Quequén.

El estado de abandono de la ciudad es evidente, a pocas semanas de dar por inaugurada la temporada de verano.

Comentarios

comentario/s