Tantas veces ha sido centro de opinión la falta de cámaras de seguridad en la ciudad, que bien vale la pena destacar que el equipamiento e instalación que se ha llevado a cabo en los últimos años, sumado al montaje de un Centro de Operaciones de Monitoreo, han dado como resultado una mejor operatividad y esclarecimiento de ilícitos.

Tal como sucedió durante las últimas horas en la ciudad, donde gracias a la rápida intervención de los operadores de la Sala de Monitoreo municipal, la Policía de la ciudad logró evitar dos acciones delictivas.

Una primera en la que un sujeto que intentó hurtar un vehículo y, días después, robar elementos de un camión estacionados en la vía pública.

En primer término, en la intersección de Diagonal San Martín entre las calles 67 y 71, se pudo observar a dos sujetos que merodeaban un vehículo Ford Fiesta Max. El rápido accionar de los operadores logró alertar a la Policía, la cual se acercó al lugar y logró aprehender a los hombres, luego de constatarse que el auto había sido forzado en su cerradura. El hecho se produjo cerca de las 3 de la mañana.

Tres días más tarde, desde el Centro de Monitoreo, área dependiente de la Secretaría de Gobierno, se observó a un sujeto en avenida 59 y 26 que aparentemente se encontraba trabajando en el chasis de un camión. Sin embargo, y tras la rápida alerta al sistema de comunicaciones de la Policía, al llegar los efectivos al mencionado sitio, el sujeto intentó darse a la fuga, pero fue interceptado a los pocos metros.

Según se constató, el mismo sujeto que había participado del hecho anterior, había forzado el sistema de seguro y sostén de la batería, para luego ser sustraída.

Comentarios

comentario/s