El dirigente Demian Ledesma, reasumió ayer como secretario General de La Bancaria, en el marco de un sencillo acto donde destacó la participación de los trabajadores en la elección y la necesidad de “mantener a flote el salario de los compañeros”.

En diálogo con Primicias2262, Ledesma explicó que “tuvimos una elección con mucha participación, pese a haber habido una sola lista”, destacando que la seccional abarca Lobería, San Cayetano, Orense, La Dulce y Juan N. Fernández, además de Necochea.
“Hemos completado el primer período, aprendiendo y llevándolo adelante lo mejor posible”, indicó, para añadir que “tenemos la confianza de poder hacer un poco más… siempre hay que hacer un poco más”.

Continuando con su alocución, dijo que “también es cierto que en estos últimos tiempos hemos estado muy abocados a lo que es estrictamente la lucha gremial, porque la situación del mundo del trabajo en general y los bancarios en particular no ha sido la mejor”.

“Una de las funciones que también es inherente al movimiento obrero, que tiene que ver con lo social, lo turístico y deportivo, quedó relegado porque tuvimos que enfocar todos nuestros esfuerzos a lo estrictamente sindical”, reflexionó.

Al ser consultado sobre la situación salarial de los trabajadores bancarios y las paritarias para este año, apuntó que “estamos tratando de cerrar el 2018. Hemos logrado un acuerdo que sumando todos sus tramos llegó al 46 por ciento de aumento, al que se le suma un 4,5% de remanente del año anterior”.

“Hemos firmado un acuerdo para este primer trimestre de una incorporación de un 7% de aumento a partir de enero y una suma fija como acuerdo puente que permita evaluar el desarrollo inflacionario 2019, que es muy complejo porque las proyecciones inflacionarias ya están empezando a zonas equívocas… recordemos que a principio de 2018 la proyección inflacionaria era del 9 por ciento y terminó en un 50%”, añadió.

A su entender, el objetivo está puesto en “negociar un acuerdo salarial que permita mantener a flote el salario de los compañeros bancarios, que es el objetivo principal. Creemos que va a ser un año complejo como fue el 2018, que va a necesitar del esfuerzo de la dirigencia sindical y de todos los compañeros para mantener el salario a flote”.

“Lo que estamos convencidos es que tenemos una dirigencia sindical que está a la altura, y el compromiso y acompañamiento de los compañeros de todo el país. Tenemos todo como para salir adelante”, concluyó.

Comentarios

comentario/s