Vasko Dindart cuenta su experiencia de unas vacaciones distintas

Con el objetivo de pasar unas vacaciones diferentes e inolvidables, Vasko Dindart, uno de los moteros más conocidos de la ciudad por su pertenencia a los Moteros Unidos Necochea, se propuso unir nuestra ciudad con Cartagena.

En una experiencia que comenzó hace dos semanas, a lo largo de todo el recorrido por Latinoamérica va conociendo a otras personas que comparten su misma pasión, pegando calcomanías que diseñó exclusivamente para este viaje y enarbolando la bandera del MUN en cada ciduad por la que pasa.

Dindart partió de Necochea el lunes 22 de octubre, haciendo su primer trecho hasta la ciudad de Luján para luego seguir hasta Quilino, Córdoba y más tarde a San Salvador de Jujuy.

Después llegó al Paso de Jama, que es el paso fronterizo entre las repúblicas de Chile y Argentina, ubicado a 4200 metros sobre el nive del mar. Su primer gran descanso fue en la noche que pasó en Calama, la ciudad ubicada a orillas del río Loa, en la región de Antofagasta del norte de Chile. De ese trayecto, Vasko recuerda que “fue bravísimo” y uno de los más difíciles en lo que lleva de su viaje.

El siguiente destino fue Perú, donde quedó esperando a Rafael Presa, un compañero motero de Carmen de Patagones, para continuar viaje juntos.

Vasko Dindart viaja en una Yamaha Fazer de 600 centímetros cúbicos que hasta ahora viene dando muy buenos resultados, a pesar de las exigencias del largo trayecto.

Cabe señalar que la distancia entre Necochea y Cartagena es de casi 8000 kilómetros, sin hacer desvíos, siendo éste un gran desafío para el necochense.

Comentarios

comentario/s